Habitación 609




«—¿Tú qué harías si un hombre te diera una tarjeta?
—¿Qué hombre?
—Un desconocido —hizo una pausa para aspirar el humo del cigarrillo—. Un completo desconocido.
—¿Es atractivo?
—Sí —exhaló el humo y apagó el cigarro—. Mucho
—¿Y qué pone en la tarjeta?
—Una dirección y una hora. A medianoche. Habitación 609.
—¿Irás esta noche?
—Creo… Creo que sí...»

(pinchar a continuación para ir a los relatos)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todo lo que quieras comentar, estaré encantada de leerlo y publicarlo. De hecho, quedaré más que agradecida.